lunes, 26 de octubre de 2009

Temor....


No podía ocultarme más. Me dirigí a la puerta... casi podía sentir el pomo girando solo bajo mi mano... podia escuchar también mi respiración, profunda, acelarada, llena de miedo, de temor... no quería morir, mi corazón latía con tanto fervor, tratando de mantenerme viva... temiendo que en cualquier momento el apareciera y acabará con mi existencia.
Apenas recordaba lo que me había traído a esta situación, pero una cosa siempre iba a recordar... las personas no siempre son lo que parecen...

4 comentarios:

°Luz de la noche° dijo...

A mi me sonó a secuestro :S
Que miedo!! HUYE!!!!!!!!!!

♪Mariana *-° dijo...

wow! todo de suspenso! yo hubiera estado llorando ...

"las personas no siempre son lo que parecen" ^^ ♥♥

Carla dijo...

Es verdad , aunque quisiera que no lo fuera.Uno nunca sabe si lo que ve son unas cuantas mentirillas o verdades que no se puede evitar desconfiar.

Nada es lo que parece , me recuerda a un libro ;)


Besos!

➹Clau dijo...

Ufff! si da cierto miedillo, como para una novela de suspenso!
Pero igual me ha gustado mucho :)